Análisis de la final del BSN entre Piratas y Leones:

Lorenzo Mata

Ya llegó la hora cero, la final del BSN está a punto de comenzar entre los Piratas de Quebradillas y los Leones de Ponce.

Ambas franquicias son de las mas importantes de la historia de la liga, pero a pesar de eso nunca se han medido en una serie final. Sus épocas de gloria fueron diferentes, Ponce ganó siete campeonatos en la época de Pachín, misma época que vio a los Piratas tener temporadas malísimas.

Luego de Pachín llega Raymond y Neftalí y dominaron los 70. Ponce tuvo temporadas exitosas en los 70 pero nunca llegaron a la final. Luego llega la segunda generación de los Dalmau y la nueva cepa ponceña y sí cruzaron en varias series, pero nunca la final.

La última serie que tuvieron los Leones y Piratas fue la semifinal del 2002, ganada por los selváticos en siete juegos. El trabuco ponceño fue salvado por Charlie Lanauze que regresó del retiro para jugar solamente en esa postemporada.

Ahora llegamos al 2013 y son los dos mejores equipos de la liga. Ponce terminó en primer lugar con marca de 23-13 y Quebradillas segundo con 22-14. Quebradillas barrió su serie de cuartos de final ante Humacao-Carolina y Ponce se fue a siete juegos con Arecibo. En la semifinal ambos equipos ganaron sus series en cinco juegos.

La serie entre ambos equipos durante la serie regular fue ganada por los Piratas 3-1, tres de esos juegos fue con el plantel actual y Quebradillas tuvo marca de 2-1.

Leones de Ponce:

Al anunciar su regreso, los Leones de Ponce solamente tenían como reservas de calidad a Carlos Rivera y Gabriel Colón. Durante su receso Fernando Olivero, en sus últimas resoluciones, decidió declarar agente libre a figuras como Manuel Narváez y Ricky Meléndez.

A pesar de tener esas bajas, para esta temporada Ponce tenía la oportunidad de firmar tres refuerzos y seleccionar tres jugadores en la primera ronda en el sorteo de novatos. La gerencia hizo la asignación y firmó los dos mejores refuerzos del torneo anterior: Ike Diogu (Arecibo) y Mike Harris (San Germán). Por recomendación de Nelson Colón firmaron a Manuel Fortuna que jugó con la selección dominicana y estaba en la Liga Nacional con los Leones de Santo Domingo.

En el sorteo Ponce completó su plantel seleccionando a Mike Rosario, Carlos Emory y Chris Gastón. En las próximas rondas escogieron a Jezreel De Jesús y Joel Gierbolini que son proyectos a largo plazo. El resto del plantel era una combinación de veteranos y proyectos del equipo de Ponce de Primera Categoría.

Ponce llegó a la final de la mano de Harris y Diogu ofensivamente, eso le sumas el liderazgo de Carlos Rivera en la posición de armador y la intensidad de los novatos. Hay otros factores importantes en esa corrida, pero esos son los de mas peso.

Para Ponce ganar esta serie necesitan que Harris y Diogu produzcan consistentemente, en su única victoria ellos se combinaron para 52 puntos y en las derrotas promediaron 22,5 puntos. La ofensiva de Ponce está diseñada para llevarle la bola a sus dos refuerzos y por eso lograron dominar a Santurce. El dominio de Harris y Diogu será importante ya que también abrirá a los tiradores a media y larga distancia.

En la serie semifinal el banco de Ponce produjo solamente 11,6 puntos en cinco juegos, esa producción tiene que aumentar si desean vencer a este equipo de Quebradillas. El banco de los Leones ha hecho su trabajo defensivamente, pero figuras como Mike Rosario, Guayito Santiago y Carlos Emory deben anotar al menos 18 puntos entre los tres.

El tercer refuerzo de Ponce es Romel Beck que es conocido por ser un buen tirador menos en este torneo. Durante la semifinal aumentó su porcentaje de tres puntos y debe de producir todas las noches porque los Leones necesitan esa tercera voz en ofensiva.

Defensivamente necesitan velar a los tiradores de los Piratas, tanto Huertas como Meléndez y Lee son tiradores de rachas, esos son los que te van a hacer mas daño. Lisch y Redhage son consistentes y entiendo que van a estar bien cubiertos. También deben de jugarle físico a Huertas para tratar de sacarlo de concentración ya que aporta en muchas áreas de juego.

La labor de los veteranos como Carlos Rivera y Rick Apodaca será crucial. Rivera es el líder de este equipo y siempre saca la cara en el clutch. Por otra parte Apodaca es un tirador probado pero ha pecado de ser inconsistente durante el año. Confío mas en Rivera para ser esa tercera voz ofensiva y se necesitará un Apodaca que anote eficientemente para ganar.

Piratas de Quebradillas:

El año pasado me dediqué a criticar constantemente a Felo Rivera en Twitter por sus movidas erradas, incluyendo la constante firma de cohetes quemados como Ricky Davis y Milt Palacio y locos como Corey Williams y Darius Washington. También la protección de su pupilo Peter John Ramos que se quitó en un juego importante contra Arecibo.

Felo se acordó de la manera que ganó un campeonato con los Criollos de Caguas en el 2006 y siguió un libreto similar. Esta vez tuvo que salir de Peter John Ramos y lo cambió a Arecibo que le encanta firmar nombres, por Ricky Meléndez y el segundo turno del sorteo.

También viajó a Australia para firmar a Shawn Redhage y aprovechó para firmar a su compañero Kevin Lisch. Otra movida importante fue reforzar la posición de armador con nativos como Giovanni Jiménez y Jonathan García.

El día del sorteo tenían el segundo y cuarto turno, seleccionando a Jorge Brian Díaz y Ángel “Piwi” García. Luego cambian a García a los Vaqueros por Carmelo Lee y Nathan Peavy. Durante la temporada cambian a Jesse Pellot-Rosa a los Vaqueros por Greg Stevenson. Pellot estaba consumiendo demasiados tiros y no estaba en condición para jugar.

Luego de un mal inicio, renuncia Leo Arill y mantienen a su asistente Carlos Calcaño, que terminó con marca de 20-10 al mando. Ante la renuncia, la gerencia de los Piratas no entró en pánico y decidió mantener el esquema, pero con una figura respetada y que exhibe calma como Calcaño.

Las figuras nativas mas consistentes del equipo fueron David Huertas que es candidato a ganar el premio de MVP aportando en todas las facetas de juego y hasta ahora ha tenido una buena conducta dentro y fuera de la cancha. Carmelo Lee vino en mejor condición física y se ha adaptado a su rol. Otros jugadores que se adaptaron a su rol en este equipo son Ricky Meléndez y Ángelo Reyes.

La llegada de Kevin Lisch y Shawn Redhage fue una que solidificó el equipo, ambos han sido ganadores en sus carreras y hacen su labor casi a la perfección. Lisch es el que toma la bola y es el líder en la cancha, ejecutando en el clutch y haciendo las jugadas correctas para cada situación. Ambos han sacrificado sus números por el bien del equipo y eso es parte de ser ganador.

Lorenzo Mata es el centro que siempre ha necesitado Quebradillas, fuerte, consistente y defensivo. Su habilidad de desviar tiros, cerrar la pintura y jugar físico ha sido crucial para el éxito esta temporada.

Los Piratas son el mejor equipo manejando el balón y para ganar necesitar seguir protegiendo el balón y repartiendo bien la ofensiva. En la semifinal seis jugadores promediaron puntos en doble figura y eso se debe mantener en esta serie para dominar a los Leones. También deben jugar adentro con Mata y Redhage para explotar la debilidad defensiva de Ponce en la pintura y buscar que Harris y Diogu entren en problemas de faltas. Forzar errores será clave para empezar la ofensiva en transición pero este equipo ejecuta muy bien a media cancha, hay que darle crédito a Lisch, Huertas, Lee y Redhage por mantener la fluidez.

Defensivamente deben de jugarle físico a Diogu y Harris, no deben desperdiciar faltas personales en otros jugadores. Tanto Mata, Redhage, Reyes y Lee deben de darle duro a ambos para entonces forzarlos a tirar a media y larga distancia. Harris y Diogu no son excelentes tiradores, Harris depende de las penetraciones y Diogu es un tirador de racha a larga distancia. Si logran alejarlos del canasto, aumentan las posibilidades de los Piratas para detenerlos. También deben encargarse de dominar los rebotes defensivos y que los Leones tengan segundas oportunidades, esa es otra fuente importante en la ofensiva de los selváticos.

Pronóstico:

La serie será una de las mejores en los últimos años, ambos equipos cuentan con jugadores de buena calidad, ambas fanaticadas son calientes y los dos están locos por regresar al tope del BSN.

Veo a Quebradillas como un equipo mas completo y tienen todas las herramientas para dominar a los Leones. En la etapa final de la temporada y las series Quebradillas ha sido el equipo mas consistente, ganando 19 de sus últimos 25 juegos.

Entiendo que esta serie la ganará Quebradillas en seis juegos y Kevin Lisch será el MVP de la Final.

Twitter: @RevDeportiva y @LModestti

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: